Una visita a la Argentina

05.02.2016
Finalmente después de una escala de un día en Estambul, Turquía, 12 horas de vuelo, y otra escala más de una hora en San Paulo, ya estábamos en Buenos Aires, Argentina.
Mural de Maradona en San Telmo
Pasaron 2 años de nuestra ultima visita a la Argentina y ya estábamos con ganas de un regreso, asì es que finalmente pisábamos tierra de gauchos y tango.
El único testigo de nuestras caras agotadas, pero llenas de expectativas fue Diego, un amigo que nos vino a buscar al aeropuerto Internacional de Ezeiza para alojarnos por unos días en su departamento en el barrio de Caseros en Buenos Aires.
La primera sensación que sentimos al bajar del avión fue calooooor!!! Habíamos logrado escapar al frío de Europa!
Dedicamos los dos días que tuvimos visitando nuestro amigo a pasear por la capital, entender un poco los precios de las cosas, dado que la inflación en la Argentina es una bola de nieve en bajada, y sobretodo escuchar las historias del nuevo gobierno Macri, que recién había ganado las elecciones, después de doce años de Kirchnerismo, como asì definen la temporada en que Néstor y Cristina Kirchner gobernaron la Argentina después de la grande crisi del 2011.
La moneda argentina son los pesos, 1 dólar equivale a 13 pesos a la hora que publicamos este blog para hacerte una idea, en un año más puede que los precios crezcan de una forma inverosímil.
Que mejor empezar con hacer una caminata por las movidas peatonales Florida y Lavalle para entender el costo de las cosas un poco más y encontrar una caja de cambio para familiarizar de vuelta con los pesos.
Después de llenarnos los ojos con negocios y galerías fuimos en busca de la costanera del Puerto Madero, donde naturaleza y rio conviven con lujosos restaurantes y edificios. Desde Puerto Madero salen los buques para Uruguay, fue así que aprovechamos para comprar los pasajes en la empresa naviera Buquebus hacia Colonia para el primero de febrero. De esta manera nos aseguraríamos los lugares y nos anticiparíamos a un posible aumento de precio del pasaje.
Ya por la noche nos encaminamos al barrio tanguero de San Telmo donde con empanadas, pizza y cervezas despedimos nuestra vueltita porteña.

Tomarte una botella de cerveza «Quilmes» de un litro en un bar medianamente te costará unos 70 pesos, unas empanadas unos 20 pesos cada una y una pizza margarita 150 pesos.

Lisa y Luna con Mafalda, Susanita y Manolito
Viajes de la fragata Sarmiento en Puerto Madero
Costanera de Puerto Madero
Mural de Luca Prodan en San Telmo
Sin dejarnos atrapar por la belleza de Buenos Aires, después de dos días nos dirigimos a la estación de autobuses Retiro, desde donde salen autobuses para toda la Argentina, allí encontraríamos un autobús a mi ciudad natal, San Nicolás de los Arroyos. El pasaje nos costó 245 pesos cada uno por 3 horas de viaje en cómodos autobuses modernos. Los niños en Argentina no pagan hasta cumplir 5 años.
San Nicolás de los Arroyos, se encuentra al norte de la provincia de Buenos Aires, a orillas del río Paraná a unos 60 kilómetros de Rosario. Ahí nos esperaban familiares, amigos y un buen asado. Volver a casa es siempre grato, encontrarse una vez más con la vida pasada, caras, lugares, historias y muchos recuerdos.
El tiempo que estuvimos ahí aprovechamos de la naturaleza del lugar visitando su verde paseo de la Costanera donde el río Yaguaròn es acariciado por las ramas de los sauces llorones que crecen en el lugar.
Luna y el asadito
Costanera de San Nicolás
El Yaguaròn en San Nicolás
Fue un mes y medio lleno de emociones, donde pasamos la navidad y el año nuevo en familia y donde mi cumpleaños una vez más me alcanzó casi sin darme cuenta.
Pero como pasó mi cumple también pasó nuestra estadía en San Nicolás y como un día llegamos, también llegó el momento de decir adiós y empezar una larga vueltas de saludos y despedidas, algunas llena de alegría y otras de tristeza.
Con Diego, Panda y Lisa
Con Panda y Marcos
Con Lisa, Gastón, Mariane y la pequeña Ziva
Con el flaco Figueredo, Juanpi, el rey y otros.
Y llegó la hora de partir. Eran las 01:00 de la noche cuando la luz del tren proveniente de Rosario alumbró los durmientes de la estación, estábamos dejando así mi ciudad con un toque de melancolía que deja un tren al partir.
Somos viajeros y estamos acostumbrados a despedidas, somos viajeros y buscamos situaciones, paisajes y historias, buscamos info viajera para vos que como nosotros amas viajar de una forma exótica y barata. Por ejemplo, el tren de San Nicolás a Retiro sale todas la noches y cuesta tan solo 140 pesos, sus nuevos vagones ofrecen asientos comodísimos donde dormir, sus baños son limpios y la seguridad dentro del tren es total. Mientras el pasaje de autobús en solo un mes y medio había subido desde 245 hasta 280 pesos.
Esperando el tren
Lunita también se despide
Trenes argentinos
A las 06:30 de la mañana, después de un viaje relajante, ya estábamos en Retiro en busca del ramal del tren San Martín para dirigirnos nuevamente a la casa de Diego, en el barrio de Caseros, donde íbamos a pasar nuestros últimos días en Argentina.
Durmiendo en el tren
Llegamos…

Más trenes
Nos dedicamos a visitar parientes en el barrio de Olivos y hacer algunas compras al barrio de Once. El día sábado por la tarde se realiza la feria de la plaza Serrano en el barrio de Palermo así que ahí nos dirigimos. Muchos bares del lugar se transforman en tiendas de artículos de ropa, donde coloridos vestidos de diseños originales esperan un dueño. En el centro de la plaza se arma una feria, también así por algunas de sus animadas calles donde es fácil encontrarse con algún grupo tocando a la gorra.
El día domingo se lo regalamos todo a la inigualable feria de San Telmo, donde la plaza Dorrego se convierte en un viaje al pasado al visitar todos sus bancos repletos de cosas antiguas, muchas de las cuales llegada hace siglos en un gran barco de madera con los emigrantes europeos en búsqueda de fortuna. Artesanos de todo el mundo, viajeros, grupos de música, artistas, cantantes y bailarines ganan la calle Defensa ofreciendo gratuitamente al lugar color, creatividad y arte.
Ahora si estábamos listos para dejar la cosmopolita Buenos Aires y subirnos a un Buquebus directo a Colonia, Uruguay.
Con los tíos
Pizza y birra en la plaza Serrano
Con Diego y Pali
Con mis primos
Feria de San Telmo
[contact-form-7 404 "Not Found"]

Deja un comentario